indigo-hotel-gran-via-grafiti

Uno de los objetivos que se plantean muchos hoteles urbanos es el de llegar a los locales. Es decir, a las vecinas y vecinos que conviven con el día a día de nuestra actividad. No cabe duda de que los huéspedes son la pieza clave de todo alojamiento hotelero, pero diversificar la oferta para llegar a las personas que conviven en la ciudad se ha convertido en un plus que no podemos dejar escapar.
En el hotel Indigo Madrid Gran Vía lo tienen muy claro y año tras año diseñan actividades con las que atraer a todo ese público. Por ejemplo, durante todo este mes y con motivo de la celebración de la feria ARCO, el hotel rinde homenaje a Pablo Picasso a través de varios artistas que han convivido con este hotel desde sus orígenes.
Durante un mes, el hotel abre sus puertas para hacer un recorrido por su historia artística. Un recorrido a través de murales y obras picassianas de artistas españoles, demostrando una vez más que si algo define al Hotel Indigo Madrid es, sin duda, su pasión absoluta por la creatividad.

colectivo chisme indigo gran via madrid
El Colectivo Chisme ha creado un mural como elogio a la mujer

Apoyo a jóvenes promesas

Desde sus comienzos, en el año 2014, el Hotel Indigo Madrid Gran Vía ha apoyado a jóvenes promesas del mundo del arte a través de exposiciones y encuentros con el objetivo de fusionar sus mentes más creativas con el espíritu jovial que define al hotel. Por ello, ahora el Hotel Indigo Madrid homenajea a esos artistas que le vieron crecer, renovarse y prosperar bajo unos preceptos en los que siempre predominaba el talento, la maestría y la técnica.
El hotel invita a recorrer sus espacios más arty: La Vermutería y su patio interior, el restaurante El Gato Canalla y la terraza en la que se puede admirar las puestas de sol más impresionantes de Madrid junto a una de las obras más admiradas por todos los visitantes, el mural “De Guernica a Madrid”.

Empezamos en La Vermutería

Sol Felpeto, artista multicultural nacida en una pequeña ciudad caribeña en Venezuela y el Colectivo Chisme, formado por Asier Vera y Víctor Müs son los verdaderos protagonistas de este movimiento. Ellos han inundado con sus coloridas obras, los espacios más emblemáticos del hotel, razón por la que ARCO Meeting Point cobra más sentido que nunca.

vermutería indigo gran via
La Vermutería de Hotel Indigo Madrid Gran Vía

El recorrido comienza en La Vermutería, una auténtica taberna madrileña, pero con ciertos aires de modernidad que fue renovada el pasado mes de junio. Este espacio cuenta con un patio interior en el que el Colectivo Chisme ha creado un mural como “elogio a la mujer y a su libertad”. Se trata de una mujer de carne y hueso, concretamente su amiga Laura que define plenamente al tipo de mujer que deseaban plasmar: joven, actual, con su falta de libertades y oportunidades. El neón en forma de corazón de su mano, es un corpóreo encima de la pintura cuyo objetivo es acentuar los tonos rosas de la piel de la modelo a la vez que ilumina el mural.
El lienzo comienza en la segunda planta y termina aproximadamente en el sexto piso. Realizado en técnica mixta, el grafiti es el protagonista indiscutible del patio interior aportando personalidad al espacio y manifestando la implicación del hotel con la cultura contemporánea.

Más Picasso en el Gato Canalla

La exposición continúa en la primera planta, más concretamente en el restaurante del hotel El Gato Canalla. “Guernicat” y “The Garden of the earthly dogs” son los dos lienzos de Sol Felpeto que presiden su entrada. Ambos pertenecen a una serie llamada “Picatsso” que realizó en 2016. De inspiración picassiana e invadidos por pequeños personajes (gatos y perros) en formato cartoon, Sol consigue un estilo propio que la lleva a convertir su vena más artística en su profesión.
De esta forma, y debido a su gran éxito, la artista culmina su obra con un gran mural en la terraza del hotel. Fiel a su estilo colorido y animal, realizó un diseño donde conectaba a Madrid, ciudad protagonista, con sus icónicos animales. “De Guernica a Madrid”, es el nombre que da vida al mural de Felpeto en el que la artista dibuja los hipocampos de Neptuno, los leones de Cibeles, un toro, un gato y sor supuesto el oso y el madroño que caracteriza a la ciudad.
Sol Felpeto, Hotel Indigo Madrid Gran Vía

Y el domingo, un buen cocido

Un plato de cocido y una siesta es uno de los planes más españoles y más apetecibles para un día de frío. Después de una comida contundente, no podría haber mejor forma de empezar la tarde que con una siesta de dos horas y media en pleno centro de Madrid.
Esta magnífica experiencia ha sido todo un éxito desde que el Hotel Indigo Gran Vía la pusiera en marcha el 1 de diciembre. De hecho, la han ampliado durante los domingos de este mes de marzo.
Con un precio de 45 euros, exclusivamente los domingos, El Gato Canalla invita no solo a saborear uno de los platos más típicamente madrileños, sino también a vivir la experiencia de echarse la siesta en una de sus habitaciones con todo lujo de detalles.
Una acción de lo más atractiva que invita a “pegarse una buena comilona y descansar como un auténtico rey”.
cocido-siesta-indigo

1 COMENTARIO