Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

TecnoHotel | Lunes 18 de Noviembre, 2019

Subir arriba

Arriba

Sin Comentarios

Coche autónomo: la gran oportunidad de negocio para el sector hotelero

Coche autónomo: la gran oportunidad de negocio para el sector hotelero

La mayor parte del gasto de los viajeros se concentra actualmente en billetes aéreos y alojamientos. Aun así, el transporte terrestre está creciendo cada vez más y se posiciona como uno de los sectores más expuestos a la innovación.

Hace unos años, el transporte terrestre se basaba en automóviles privados, ferrocarril, autobús y taxi, principalmente. Ahora, esas opciones se han multiplicado gracias a opciones como el transporte con conductor que ofertan compañías como Uber o el transporte compartido que facilitan plataformas como Blablacar.

A esto hay que sumar una amplia gama de vehículos eléctricos, tanto privados como públicos, que se multiplican por nuestras ciudades.

En resumen, muchos más actores que están poniendo más fácil y accesible el transporte vía terrestre. Esto obliga además al resto de opciones a mantenerse al día en cuanto a expectativas de usuario y ofrecer soluciones rápidas e intuitivas. Y uno de los que más está innovando es el coche.

En Phocuswire han profundizado en tal sentido, explicando cómo afectará al sector travel uno de los avances que se espera con mayor ilusión en el sector: el coche autónomo.

¿Qué pasará si los viajeros pueden dejar la conducción e incluso la planificación de su itinerario en manos de un vehículo? La irrupción de los coches autónomos no solo revolucionará la forma en que las personas vayan de un punto A a un punto B, tanto por negocios como por placer, sino que también cambiará otros aspectos fundamentales de los viajes.

El futuro… ya está aquí

Lo que parecía una fantasía muy lejana está cerca de conseguirse. La llegada del 5G permitirá, sin ninguna duda, la expansión de los vehículos autónomos. El gran ancho de banda que necesitan para poder moverse de forma inteligente y sin provocar accidentes llegará con el desarrollo e implementación de la quinta generación móvil.

Han pasado ya diez años desde que Google lanzó su proyecto de vehículos de autoconducción. Ahora, esa empresa se llama Waymo y es una de las más punteras del conglomerado Alphabet.

La tecnología desarrollada por Waymo permite a un automóvil conducirse autónomamente por ciudad y por carretera, detectando otros vehículos, señales de tráfico, peatones, etc.

Hoy en día, los principales fabricantes de automóviles, así como empresas tecnológicas tales como Uber, Amazon, Baidu, Didi, Apple o Samsung, entre otras muchas, están desarrollando e investigando en servicios relacionados con vehículos autónomos.

Allied Market Research estima que el mercado de vehículos autónomos ronda los 54.000 millones de dólares este año, cantidad que se multiplicará por diez en 2026.

coche autónomo sector hotelero volvo 360c

Los seis niveles de la conducción

Para organizar el tipo de vehículos en torno a esta emergente categoría de tecnología, la Sociedad de Ingenieros de Automóviles (SAE International) ha definido seis niveles de conducción para dividir a estos vehículos autónomos.

Estos niveles van desde el cero (sin automatización: el conductor humano controla todos los aspectos de la conducción) hasta el cinco (automatización completa: el vehículo realiza todas las tareas).

Por ejemplo, Ford asegura que en 2021 dispondrá de un vehículo de nivel 4: funcionará sin volante, sin pedales de freno y acelerador, pero solo en áreas geolocalizadas, como parte de una experiencia de viaje similar a la que hoy ofrece Uber. Es decir, no podrá salir de unas zonas concretas. Otras compañías están trabajando en plazos similares.

Asimismo, aseguran que estos vehículos llegarán al mercado masivo en 2025 y podrían convertirse en el medio de transporte mundial en la década de 2040, afirma a Phocuswire Scott Cohen, profesor y jefe del departamento de Turismo y Transporte de la Universidad de Surrey.

Una transformación que va mucho más allá

En enero, Cohen fue el coautor del informe «Vehículos autónomos y el futuro del turismo urbano». Según este autor, uno de los sectores que se verán beneficiados de esta irrupción de vehículos autónomos será el transporte urbano, en base a autobuses con paradas y otros tipos de modelos de transporte turístico en grupo.

Este tipo de vehículos eliminan la necesidad de conductor, pero también de guía, ya que los vehículos aportarán toda la información necesaria de la ruta establecida. Anunciarán a los pasajeros dónde van y qué están viendo en cada momento.

Eliminar el coste de un conductor cambiará el modelo de negocio para estos servicios de tours urbanos, creando oportunidades para experiencias mucho más personalizadas y bajo demanda.

Las empresas podrán crear rutas de forma ilimitada. Todo tema, por pequeño que pueda parecer, tendrá una ruta que atraerá a posibles clientes. «Aunque solo atraiga a 50 clientes al año, habrá beneficios, puesto que se dará un ahorro importante en toda la gestión que conlleva un tour», señala Alex Brainbridge, CEO de la tecnológica Autoura.

coche autónomo sector hotelero volvo 360c

¿A dónde nos lleva el coche?

¿Cómo decide el vehículo a dónde lleva a los viajeros? Cohen afirma que los itinerarios podrán determinarse a través de algoritmos que den un tratamiento preferencial a ciertos lugares (atracciones, restaurantes, tiendas…) que pagarán por estar incluidos, creando una especie de favoritismo hacia estas compañías.

¿Qué se incluye entonces y qué queda fuera? «Ahí estará la principal batalla», añade. Y puede ser que ahí, una vez más, pierdan los pequeños. «Los poderosos se volverán más poderosos a menos que haya algo que los detenga», añade Cohen.

Por tanto, parece ser que será fundamental que los diferentes gobiernos establezcan unos límites, sin embargo, la tecnología siempre suele ir muy por delante.

¿Qué papel juegan los hoteles?

Los hoteles jugarán un papel importante, creando tours para las diferentes marcas de una misma cadena. Es decir, estos vehículos podrían definir qué es lo verdadero o auténtico de cada ciudad. Y lo hará, normalmente, en función de quién pague más por estar presente en esas rutas guiadas.

Asimismo, compañías como la liderada por Bainbridge piensa que las cadenas hoteleras podrán ofrecer experiencias completas a los huéspedes.

Se puede, incluso, imaginar: Una pareja llega a un hotel, donde disfruta de una experiencia única y personalizada. Si bien, esa experiencia continúa fuera del hotel, pues el alojamiento dispone de coches autónomos de marca que llevan a cabo diferentes rutas por el destino y que cuenta, además, con el patrocinio de diferentes atracciones locales, que pagan al hotel por estar presente en esas rutas. ¿Surrealista? No. Sobre todo, teniendo en cuenta el tipo de vehículo de nivel 4 que Ford asegura tener preparado para 2021 (y que no será el único)

Pero no solo podrá haber negocio en los tours urbanos. Por ejemplo, el negocio de transfer al aeropuerto reducirá su precio porque no será necesario tener conductor. Esto reducirá la tarifa de taxis y autobuses.

Esta es, sin duda, otra área donde podrán intervenir los hoteles: por ejemplo, ofreciendo traslados en vehículos autónomos de marca que pueden funcionar como oficinas móviles para viajeros de negocios que pueden ser muy útiles en ese margen de tiempo que existe entre check-out y salida del vuelo.

La competencia llegaría aquí con las propias compañías aéreas, sobre todo si los vehículos autónomos pueden ser hoteles rodantes, como ya hemos contado alguna vez, y ofrecer comida y lugar de trabajo.

Un paso más allá: Volvo 360c

Volvo, cuando presentó el pasado mes de septiembre su 360c, vehículo autónomo y eléctrico, ya apuntó en esa dirección. Pero fue todavía más lejos. En su web lo deja claro:

«Imagina que tienes una reunión a primera hora de la mañana en una ciudad vecina. Tienes dos opciones para llegar allí; un vuelo de corto recorrido desde tu aeropuerto local, o una solución de viaje totalmente eléctrica que puede llevarte directamente a tu lugar de reunión, evitando el check-in, las colas, los retrasos de los vuelos, los controles de seguridad y todo lo demás que forma parte de los viajes aéreos. ¿Cuál escogerías?»

Y es que el vehículo de Volvo se podrá convertir en un reconfortante salón, en sala de reuniones o incluso en una habitación. Y son los hoteles quienes tienen que adquirir este tipo de vehículos para poder ofrecer a sus clientes experiencias puerta a puerta.

Sin duda, el futuro está a la vuelta de la esquina. Ahora solo queda esperar a ver cómo el sector travel en general y el hotelero en particular es capaz de asumirla y ponerla a disposición del viajero.

Uso de cookies

Ediciones Peldaño, en cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, le informa del uso en este sitio web de cookies propias y de terceros para mejorar nuestros, la experiencia del usuario, los servicios prestado y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que rechaza el uso de cookies, pudiendo producirse errores de navegación o problemas de visualización de determinados contenidos. Para más información, consulte previamente nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies