Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

TecnoHotel | Martes 19 de Febrero, 2019

Subir arriba

Arriba

Sin Comentarios

Amnistía Internacional denuncia en un informe a las grandes tecnológicas

Amnistía Internacional denuncia en un informe a las grandes tecnológicas

Amnistía Internacional (AI) ha denunciado que las grandes compañías turísticas Airbnb, Booking, Expedia y Tripadvisor impulsan “las violaciones de derechos humanos contra los palestinos” al incluir en sus listas ofertas de alquiler y actividades de colonias judías “en tierras palestinas ocupadas”.

AI considera que “están propiciando la comisión de violaciones de derechos humanos contra la población palestina al anunciar cientos de habitaciones y actividades en asentamientos israelíes en territorio palestino ocupado”, incluida Jerusalén Oriental, según expone en su nuevo informe titulado Destino: ocupación.

Para la ONG, estas empresas multinacionales de promoción y alquiler de viviendas turísticas “están llevando el turismo a asentamientos ilegales israelíes”, con lo que contribuyen “a su existencia y expansión”.

Desde AI recuerdan que el asentamiento de civiles israelíes por parte de Israel en los Territorios Palestinos Ocupados (TPO) “viola el derecho internacional humanitario y constituye un crimen de guerra”.

Un destino en auge: Kfar Adumim

Kfar Adumim es uno de los asentamientos que figura en el informe de Amnistía Internacional, un destino turístico en auge, situado a menos de dos kilómetros del pueblo beduino de Jan al Ahmar, cuya demolición total e inminente por las fuerzas israelíes ha recibido luz verde del Tribunal Supremo de Israel.

“La expansión de Kfar Adumim y de otros asentamientos próximos es una de las causas fundamentales de las violaciones de derechos humanos contra la comunidad beduina local”, señalan desde Amnistía Internacional.

El modelo empresarial de Airbnb, Booking.com, Expedia y TripAdvisor se basa en la idea de compartir y en la confianza mutua, “y sin embargo contribuyen a estas violaciones de derechos humanos al hacer negocios en los asentamientos”, ha afirmado Seema Joshi, directora de Asuntos Temáticos Globales de Amnistía Internacional.

Airbnb tomó medidas en Cisjordania

airbnb precio final

En noviembre de 2018, tras unas investigaciones de Al Jazira y Human Rights Watch, Airbnb se comprometió a retirar todos sus anuncios en asentamientos en Cisjordania. “Sin embargo, no hizo extensivo este compromiso a Jerusalén Oriental, que también es un territorio ocupado y donde tiene más de 100 anuncios en asentamientos”, añaden desde la ONG.

Por eso, Amnistía Internacional insta a Airbnb a que cumpla su compromiso y retire todos sus anuncios en asentamientos en territorios ocupados. También piden a Booking.com, Expedia y TripAdvisor que retiren todos sus anuncios en los Territorios Palestinos Ocupados.

En el momento del informe, y según datos de Amnistía Internacional, Airbnb tenía más de 300 anuncios de propiedades en estos asentamientos. TripAdvisor anunciaba más de 70 atracciones diferentes, visitas, restaurantes, cafés, hoteles y apartamentos en alquiler en estas zonas ocupadas. Booking.com anunciaba 45 hoteles y alquileres y Expedia anunciaba nueve proveedores de alojamiento, incluidos cuatro grandes hoteles.

Por último, cabe recordar que la resolución 2334 del Consejo de Seguridad de la ONU, aprobada en 2016 considera, igual que resoluciones anteriores, que los asentamientos israelíes en territorio ocupado violan el derecho internacional.

Booking.com y Expedia responden a Amnistía Internacional

Antes de la publicación del informe, Amnistía Internacional escribió a las cuatro empresas para darles la oportunidad de responder a sus conclusiones. Booking.com y Expedia respondieron, pero Airbnb y TripAdvisor no lo hicieron.

En el anexo del informe vienen ambas respuestas. Desde Expedia, agradecen a Amnistía Internacional el informe y se escudan en que Expedia “no opera hoteles, alquileres o productos de viaje en sí”, sino que son los proveedores de viajes quienes distribuyen comercializan sus productos a través de la plataforma.

Aun así, aseguran estar revisando su política de transparencia “ya no solo en los Territorios Palestinos Ocupados, sino también en otros territorios en disputa para garantizar que los viajeros tengan la información necesaria para tomar las decisiones de viaje que mejor se adapten a sus necesidades”.

Desde Booking.com, la respuesta fue similar. Son los alojamientos quienes publican sus habitaciones para que los viajeros las puedan reservar. “Booking.com no compra ni revende habitaciones ni opera como agencia de viajes o turismo”, señalan.

Asimismo, añaden que Booking.com permite todos aquellos alojamientos que se registren y cumplan con la legislación de la compañía. Igualmente, añaden que Booking.com no ofrece servicios en aquellos lugares donde las leyes, claramente definidas, se lo prohíben. Y opinan que no proporcionan “servicios que respalden el mantenimiento y la existencia de los asentamientos, incluido el transporte”.

Por último, aseguran que el etiquetado geográfico de propiedades otorga “total transparencia a los clientes” sobre la ubicación de un alojamiento. “Al marcar estas propiedades como ‘asentamientos israelíes’ proporcionamos la transparencia a cualquier persona que busque un alojamiento en estos territorios”, concluyen.

BOOKING-israel

Imágenes: Shutterstock.com

Uso de cookies

Ediciones Peldaño, en cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, le informa del uso en este sitio web de cookies propias y de terceros para mejorar nuestros, la experiencia del usuario, los servicios prestado y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que rechaza el uso de cookies, pudiendo producirse errores de navegación o problemas de visualización de determinados contenidos. Para más información, consulte previamente nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies