Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

TecnoHotel | Domingo 15 de Diciembre, 2019

Subir arriba

Arriba

Sin Comentarios

¿Acabará el blockchain con las OTAs?

¿Acabará el blockchain con las OTAs?

La pregunta que abre este artículo es una de las que más se escucha en los últimos tiempos en el sector de la distribución. Pero el fin de las OTA, como bien argumenta Douglas Quinby en Phocuswright, es un ‘deseo’ vaticinado por muchos desde hace años, pero que sigue sin tener gran recorrido. Y es que el ataque a las OTAs es tan viejo como las propias OTAs.

Si ahora es el blockchain el que supuestamente amenaza el dominio de las OTA y sus altas comisiones, antes fueron los metabuscadores o los programas de fidelidad. Pero, al final, casi todos consiguieron su hueco sin hacer daño a las agencias de viaje online. Por tanto, todos aquellos agoreros, estaban equivocados. 

Ahora, con el surgimiento de proyectos como Winding Tree, soportado por blockchain, se presenta con la misma idea: fundir a Expedia. Y aseguran que las grandes marcas de distribución de viajes online, desde Booking a Airbnb, se enfrentan a un futuro incierto en un mundo liderado por cadenas de bloques y donde, supuestamente, las comisiones desaparecerán o, al menos, se reducirán considerablemente.

¿Cómo lo conseguirá el blockchain?

Supuestamente, la repartida e inmutable database de blockchain, también conocida como ledger, permitirá a los vendedores (aerolíneas, hoteles…) y a los compradores (viajeros) cerrar contratos (reservas) sin la intervención de un tercero que certifique la operación. La gran novedad que aporta el blockchain es la posibilidad de poder ejecutar un pago o un contrato sin necesidad de un intermediario confiable, como puede ser un banco, una tarjeta de crédito o una OTA y, por lo tanto, sin las elevadas comisiones que se llevan.

Pero lo que estas startup no se plantean es que los viajeros reservan a través de una OTA por más motivos aparte de por la confianza que pueden desprender. De hecho, un reciente informe de Phocuswright indica que los viajeros eligen estos sitios web para reservar sus hoteles por la facilidad en el uso de su web, la eficiencia en el resultado y la competitividad en el precio. Y después, está la confianza, y ahí las OTAs también ganan: porque ofrecen mejores opciones, contenidos, comentarios de otros viajeros y resultados de búsqueda relevantes, lo que realza la experiencia del usuario.

«La arquitectura de distribución de viajes de hoy en día es extremadamente ineficiente. El blockchain permite que estos costos innecesarios sean eliminados por completo«, asegura Pedro Anderson, fundador de Winding Tree en The Next Web. Aun así, no se puede obviar que esos «costos innecesarios» no son el resultado de una arquitectura ineficiente. Esos costos pueden parecer innecesarios para los hoteles, pero son muy necesarios para las OTAs, que invierten miles de millones para adquirir clientes (marketing y publicidad) y asegurarse de que haya conversión (es decir, invertir en tecnología para diseñar sitios webs fáciles de usar con gran cantidad de opciones y precios relevantes que incitan a la reserva).

En resumen, todo el sentimiento anti-OTA es comprensible. Los costos del hotel son altos, pero al igual que el desafío de adquirir clientes directamente. Es decir, conseguir clientes tiene un coste. Aun así, es lógico entender que estas nuevas startup basadas en blockchain se centren en anunciar que resolverán todos los problemas y quejas que actualmente tienen los hoteleros. Ese es su gancho.

¿Habrá algo que pueda hundir a las OTAs?

Sin embargo, ¿hay algo que pueda poner en jaque a las OTAs tal y como hoy las conocemos? Debería ser un nuevo modelo de negocio o plataforma que pueda derivar demanda a aerolíneas y hoteles a un costo significativamente más bajo de adquisición. Por ejemplo, esto podría conseguirlo una nueva plataforma hotelera impulsada por Airbnb que mantuviera su tarifa al proveedor del 3%, la misma que mantiene a los anfitriones. También podría ser una startup de Generación Z como Hopper, que ha descubierto cómo llegar a la próxima generación de consumidores a través del móvil y sin tener que invertir publicidad en Google. Podría ser el mismo Google. O, cómo no, podría ser alguna aplicación nueva construida a base de blockchain.

Pero esta nueva tecnología o modelo de negocio deberá resolver el problema del viajero. Al final, todas las startups de viajes, ya se sustenten en blockchain o no, deben comprender este problema del usuario, algo que ha de ser resuelto antes de pronosticar el fin de las OTAs. Porque cualquier startup basada en blockchain tendrá que adquirir y convertir clientes. Y eso ni es fácil ni es barato.  Con todo, el tiempo dirá si lo del blockchain es factible o no es más que bombo publicitario. 

Imágenes: Shutterstock.com

Uso de cookies

Ediciones Peldaño, en cumplimiento del Reglamento (UE) 2016/679 General de Protección de Datos, le informa del uso en este sitio web de cookies propias y de terceros para mejorar nuestros, la experiencia del usuario, los servicios prestado y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias, mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando, consideramos que rechaza el uso de cookies, pudiendo producirse errores de navegación o problemas de visualización de determinados contenidos. Para más información, consulte previamente nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies