El Parlamento Europeo, en su votación del 12 de marzo sobre el Informe del Dr. Hans Peter Mayer en la Directiva sobre viajes combinados, ha reconocido ampliamente las peculiaridades del Viaje de Negocio Gestionado (Managed Business Travel) excluyéndolas de esta parte de la legislación centrada en el consumidor. GEBTA ha mostrado su satisfacción con esta votación, provocada por una necesidad detectada desde hace tiempo en el actual marco jurídico.

GEBTA desea considerar esta votación relativa a los viajes de negocio gestionado como un paso alentador hacia la exclusión total de los viajes de negocios (administrados y no administrados) de la Directiva. GEBTA recuerda que no hay ninguna razón que justifique que la presente Directiva, claramente diseñada para consumidores, deba aplicarse a las transacciones entre empresas.

No obstante, GEBTA mantiene su preocupación por la posibilidad que se da a los estados miembros de que incluyan los viajes de negocios dentro del alcance de la Directiva. Tales medidas, incluso aplicadas por una minoría de Estados miembros, anularían los esfuerzos realizados por el Parlamento para aclarar el estatus de los viajes de negocios en la UE. Este enfoque también limitaría las transacciones transfronterizas y conllevaría cierta inseguridad jurídica.

El Presidente europeo de turno de GEBTA Europa, el británico, Ajaya Soda, manifiesta: “La Directiva sobre viajes combinados es un instrumento importante para proteger a los consumidores cuando se viaja. Pero esta es una legislación sobre los consumidores, que  no se adapta a las relaciones B2B “.