Image Image Image Image Image Image Image Image Image Image

TecnoHotel | Lunes 18 de Diciembre, 2017

Subir arriba

Arriba

Un comentario

Los hoteleros lamentan la falta de objetividad de los comparadores de precios

Los hoteleros lamentan la falta de objetividad de los comparadores de precios
Juan Daniel Núñez, TecnoHotel

La CEHAT, junto a un buen número de patronales Europeas de Hostelería, ha trabajado en los últimos meses sobre los principios fundamentales y buenas prácticas que deben cumplir las herramientas de comparación en internet y los metabuscadores.

Ayer, la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos publicó una nota en la que aseguraba que “es de todos conocido que un gran número de potenciales viajeros buscan sus alojamientos y viajes en páginas especializadas  que comparan entre los diversos servicios y alojamientos, con opiniones de usuarios anteriores y criterios de clasificación no oficiales.

Para las compañías especializadas en marketing online hotelero, acostumbradas a trabajara tanto con hoteles como con metabuscadores, esta situación no es nueva. Para Carlos Rentero, Country Manager de Bookassist en España, “las compañías aéreas han tenido que tomar medidas muy duras con ciertas prácticas de los intermediarios en los metabuscadores. Los hoteles deben tomar consciencia total de la distribución de sus productos, y por lo tanto poder realizar una comercialización que no esté basada en la canalización de su venta directa. Los metabuscadores deben ser una herramienta que mejore la visibilidad de los hoteles, y no una plataforma opaca que promueva la rotura de precios entre distribuidores y el hotel”.

CEHAT añade en su nota que “es frecuente que aparezcan páginas y comparadores que tengan intereses comerciales detrás y no sean neutrales con respecto a los servicios comparados, ocultándose las reales motivaciones a los consumidores. Asimismo, es cada vez más frecuente observar que se comparan servicios demasiado heterogéneos, incluso con buena fe, provocando confusión y resultados no objetivos”.

Por su parte César López, Business Development Manager de Mirai, afirma que “los comparadores no serán sostenibles sin la confianza del usuario, así que es de esperar que tarde o temprano mejorarán cualquier carencia o la propia dinámica del mercado los dejará fuera en el momento en que el usuario perciba parcialidad o manipulación. La autoregulación iría en su propio interés. Por otra parte, lo que no hay que olvidar es que, en el fondo, buena parte de la responsabilidad radica en los muchos hoteleros que no han sabido controlar los precios y condiciones a los que le distribuyen sus colaboradores. Los comparadores solo ponen de manifiesto ese descontrol, no lo crean”.

Por último, CEHAT considera que “es deseable que en una próxima actualización de la Directiva sobre prácticas comerciales desleales, se incluyan unas  normas fundamentales de actuación y que las herramientas de internet y sus operadores suscriban un compromiso a un Código Ético para aumentar su reputación. Es necesario que se construya una confianza del consumidor en las herramientas de comparación. Para ello deben respetarse una serie de criterios, que son los siguientes:

1) Transparencia sobre modelo de negocio: que debe incluir como se financian y sus conexiones con proveedores o elementos comparados.

2) Identificación de la publicidad: Los elementos comparados no pueden verse afectados por ninguna relación contractual con los fabricantes, vendedores o proveedores. Por tanto se debe distinguir lo que es publicidad con la comparación orgánica.

3) Información precisa sobre precios y disponibilidad: Se debe facilitar el precio final incluyendo todos los cargos, así como la disponibilidad del producto/servicio con la información del coste de acceso.

4) Explicación de la fórmula de recopilación de datos y criterios para la descripción de la metodología empleada y cobertura geográfica utilizada.

5) Autenticidad, opiniones y valoraciones: las herramientas de comparación deben tomar medidas para garantizar la autenticidad de opiniones y valoraciones, así como divulgar la metodología utilizada.

6) Políticas de gestión de denuncia: facilitar a los consumidores la información sobre mecanismos de reparación y eliminación de falsedad.

7) La información debe ser relevante para la evaluación y comparación de ofertas.

8) Aumento de la accesibilidad y facilidad de uso.

Imagen Reservas vía Shutterstock

Juan Daniel Núñez, TecnoHotel

Juan Daniel Núñez, TecnoHotel

Juan Daniel Núñez es redactor jefe en TecnoHotel. Licenciado en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid, ha sido redactor de TecnoHotel desde 2009, participando en la refundación de la primera revista española especializada en marketing turístico y hotelero.

http://www.tecnohotelnews.com/

Comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies